Beneficios al Reducir el Consumo de Azúcar

Beneficios al Reducir el Consumo de Azúcar

June 10, 2019
Categories: 

Las consecuencias de una dieta rica en azúcares son nefastas, desde la aparición de caries hasta el sobrepeso, diabetes, colesterol alto y desajustes en el hambre y en los niveles de energía. Además, el azúcar puede provocar adicción. ¡Conviene reducir al máximo la cantidad que tomamos!
 

Qué pasa si reduzco la ingesta de azúcar


Estaremos previniendo el sobrepeso, las caries y enfermedades como la diabetes y el colesterol alto. Pero además, el azúcar provoca cambios a nivel energético, físico e incluso emocional, por lo que si controlamos la cantidad, estaremos consiguiendo numerosos cambios positivos en nuestro bienestar diario y en nuestra salud.

Beneficios de tomar menos cantidad de azúcares:

– Regulación del apetito. Los alimentos ricos en azúcares y procesados que están presentes en nuestra dieta diaria pueden producir cambios en la hormona relacionada con el hambre, que se llama leptina. El azúcar provoca más deseo de azúcar, y este tipo de alimentos que no son ricos en nutrientes, hacen que al poco tiempo de tomarlos, sintamos nuevamente hambre. ¡Cuando controlas la cantidad de azúcar, también reduces la sensación de hambre!

– Pérdida de peso. Indudablemente, si deseas perder peso es necesario que elimines la ingesta de calorías vacías como es el azúcar de los refrescos y la bollería industrial.

– Mejor funcionamiento de los músculos, la vista, el sistema nervioso y el cerebro.

– Aumenta el nivel de vitaminas, minerales y fibra. Cuando se consume una cantidad de azúcar igual o mayor al 25 % de las calorías totales, se genera una pérdida de consumo de hierro, calcio, vitamina A y fibra, que son esenciales para el buen funcionamiento del organismo.

– A nivel emocional, reducir el azúcar de la dieta tiene unos beneficios sorprendentes. Al tomar productos azucarados, en un primer momento, el cerebro segrega serotonina, la hormona de la felicidad. Pero pasado muy poco tiempo, la sensación agradable se esfuma, dando paso al deseo de tomar más dulce. Cuando se agota, aparece una sensación de depresión o cambios de humor. Si utilizabas el azúcar para subirte el ánimo en momentos bajos y dejas de hacerlo, notarás cómo era más perjudicial que beneficioso lo que te producía en realidad.